inicio > critica

español | ingles

Critica

2001: Laura Feinsilber - Exposición "Autorretrato, 131 artistas mujeres", Centro Cultural Borges, Buenos Aires, Argentina

En “Modelo para armar”, Silvia Brewda se presenta en uno de los casilleros con el vestido de organza, típico de una infancia feliz en la que a las nenas “nos mostraban”, limpitas, coquetas y en pose. Varias palabras ocupan otros casilleros, entre ellas, yo, cuerpo, casa, hija, mamá, mujer, amor, pareja, si, no, ¿comiste?. Fundamentales para intuir cómo se descubre, cómo se ve a sí misma partir de esta convocatoria que, según confiesa, se convirtió en movilizadora. Estos casilleros son un compendio de afirmación como mujer, de sus amores, de sus obsesiones. Y en ellos está la iconografía que como artista ha desarrollado en relación a los orígenes del hombre, una suerte de arqueología en la que saca a la luz columnas, vasijas, jeroglíficos, animales mitológicos, la presencia del hombre siempre diminuto y en acción. En una ocasión señalamos que Brewda practicaba un reduccionismo con las construcciones míticas de los templos o torres de Babel sobre texturas de apariencia milenaria. Todo en la obra demuestra equilibrio, todo ocupa el lugar que corresponde, no hay sobresaltos aparentes. Pero casilleros están aún vacíos, quizás aluden poéticamente a las dudas, a las ausencias y hasta la soledad, arcano que debe defenderse. Como es habitual en Silvia, ha elegido los tonos calcáreos para rastrear estas huellas mínimas, para que alguien, en el curso del tiempo, también las descubra.